Del recuento curricular a la evaluación diagnóstica y formativa - Un tránsito difícil pero necesario

Publicado: 
2013
Fuente: Perfiles Educativos vol. XXXV, número especial 2013 | IISUE-UNAM.
Las modalidades de evaluación vigentes del desempeño académico individual, se expone en esta aportación, se centran en el recuento curricular de méritos. Ante esta realidad, se presenta una práctica alternativa: la evaluación diagnóstica y formativa, que se enfoca como un proceso continuo integrado al trabajo cotidiano.
La estrategia del portafolio
El portafolio, un espacio creativo y sistemático que promueve la reflexión y representa una estrategia de organización y documentación del trabajo académico, constituye el eje central de la propuesta. Este recurso está sustentado en el enfoque que ve en el trabajo colegiado e interdisciplinario el sostén de la práctica cotidiana, bajo la premisa de que el desempeño docente está íntimamente relacionado con el trabajo de investigación.
 
Evaluación formativa
La evaluación diagnóstica y formativa del desempeño individual, se señala, combina la autoevaluación del profesorado así como la evaluación por parte de sus pares, de alguna autoridad, de los estudiantes y de colegas de otras instituciones
.
El trabajo concluye enunciando las ventajas y dificultades inherentes a la implementación de la estrategia del portafolio, incluyendo entre las últimas la significativa inversión de tiempo y energías, y la necesidad de introducir cambios para generar marcos institucionales para el trabajo colaborativo.
Actualizado: Mar. 23, 2014
Imprimir
Comentario

Compartir:

Comentarios en Facebook:

Agregar comentario: