Implementación de una propuesta tecnopedagógica para elaborar el concepto de territorio en escuelas secundarias.

Publicado: 
15 de junio 2017
Claudia Blotta Rajchman, profesora de Artes Visuales y experta en actividades interactivas, escuela primaria en Israel, Premio de Tecnopedagogía 2017, Israel. Co-creadora de Artista Invisible, Rosario, Argentina.
Laura Irene Colacrai, profesora de Matemática, Física y Cosmografía de escuela secundaria, expositora en el Congreso Internacional de Educadores para la Fraternidad en Latinoamérica colaboradora en Artista Invisible. Rosario Argentina.
Cuando se habla de la utilización de nuevas tecnologías para la enseñanza de los contenidos escolares, frecuentemente nos vemos atados a viejos modelos de prácticas ya establecidas sin tener en cuenta que nuestros alumnos están inmersos dentro de un mundo tecnológico: Son nativos digitales.
A partir de las herramientas pedagógicas adquiridas en el curso online que dictó la profesora Talila Yehiel Public Space as a Mobile Learning Environment (El espacio público como un etorno de aprendizaje móvil), en el marco de la Academia en Línea del Instituto MOFET, y con la idea motora alrededor del concepto territorio, programamos conjuntamente una unidad de estudio completa utilizando esta tecnopedagogía a la cual los alumnos acceden a través de sus teléfonos móviles. El uso de herramientas en la red nos permitió trabajar desde dos países, Argentina e Israel, a pesar de la distancia y la diferencia horaria.
Este proyecto, en curso actualmente, se encuentra en la fase inicial de coordinación con el equipo docente. A continuación brindaremos unas líneas sobre el mismo.
Territorio y pertenencia
Frecuentemente hablamos del ámbito escolar, de nuestro barrio y de sus lugares de interés y tal vez no hemos visitado junto a nuestros alumnos la biblioteca más cercana. Creemos que es necesario el reconocimiento y la apropiación del territorio que pertenece al entorno del área de la escuela
.
Así, haciendo «nuestro» los lugares que transitamos a diario trabajamos con el concepto tan mencionado pero no desarrollado de pertenencia, que tan sólo es posible con el apropiamiento gradual y sistemático de su lugar de referencia. La relación con nuestro entorno nos define como pertenecientes a un lugar y nos permite conocer lo que está ahí para ser descubierto por nuestros ojos con la particular mirada de cada sujeto como tal.
Objetivos
  • Promover el proceso de adquisición de la pertenencia al territorio local: a través de la participación activa en la plataforma.
  • Mejorar el proceso de aprendizaje involucrando a los alumnos en sus formas de aprender, participando activamente de la construcción de sus propios saberes.
  • Preparar a la escuela para poder acceder a nuevos desafíos y aceptar los cambios que el mundo tecnológico propone.
  • Otorgar a los alumnos herramientas que les permitan desenvolverse en posibles futuros trabajos optimizando su rendimiento.
  • Utilizar un nuevo recurso educativo fuera del aula de la escuela.
  • Cambio de roles: el profesor pasa a ser coordinador del proceso de aprendizaje y el alumno, creador de actividades interactivas en un sitio real, sobre el mapa de la ciudad.
Métodos
Usamos una tecnopedagogía que incentiva la interactividad con el territorio.
La acción que realiza el usuario permite revelar lo oculto en ese sitio a través de una experiencia que favorece la incorporación del conocimiento de un modo distinto y efectivo.
Las actividades se realizan a través de teléfonos móviles y tablets.
Finalmente, el usuario es invitado a compartir su particular visión y sus conclusiones de la experiencia vivida mediante comentarios, fotos, videos, etc.
Conclusiones 
El proyecto educativo participativo y cooperativo delineado genera una dinámica social diferente. La plataforma fomenta la interacción entre el público (los alumnos) y el sitio real (la ciudad).
Los «moldes» preexistentes en la plataforma, facilitan la ubicación real en el mapa, creando y recreando un mapa interactivo en continuo cambio, a partir de las actividades que crean alumnos y profesores.
Las actividades de las estaciones se conforman de juegos y recorridos en el mapa. Los alumnos pueden a su vez crear sus propuestas dentro de un tema determinado.
Al propiciar un compromiso social en los alrededores de la escuela, esta iniciativa motiva la participación y aumenta la conciencia que llamamos «territorio».
Actualizado: Jun. 15, 2017
Imprimir
Comentario

Compartir:

Comentarios en Facebook:

Agregar comentario: